Actualidad

  • Luis Daniel Ovalle M

Administrador de la FAA: "El 737 MAX está funcionando tan bien o mejor que cualquier avión"

Actualmente la Administración Federal de Aviación sostiene reuniones diarias con Boeing para discutir las mejores soluciones a los recientes problemas eléctricos del modelo

Steve Dickson, administrador de la FAA a bordo de un 737 MAX - Foto cortesía

Recientemente, el jefe de la Administración federal de Aviación de Estados Unidos (FAA), hizo referencia al Boeing 737 MAX, asegurando a la cámara baja del Senado que existe una "solución bastante sencilla" para los problemas eléctricos que mantienen en tierra a un cuarto de la flota mundial del modelo desde hace más de un mes.


"Está funcionando tan bien o mejor en general que cualquier otro avión en el sistema de aviación en este momento", declaró el administrador de la FAA, Steve Dickson, a un panel de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, según informó Reuters. El directivo aseguró que desde el organismo que regula la aviación en el país norteamericano tienen plena confianza en la seguridad del 737 MAX a pesar de sus recientes problemas eléctricos.


Vea también: Preocupación de la FAA retrasa la incorporación de los 737 MAX con problemas eléctricos


Desde que el pasado 9 de abril Boeing recomendó a las aerolíneas detener las operaciones con el MAX debido a una mala conexión a tierra que afecta al panel de instrumentos principal de la cabina y el bastidor que alberga la unidad de energía de reserva, tanto el fabricante como la FAA han expresado que se encuentran trabajando en conjunto para hallar la solución a este desperfecto originado a partir de un cambio en el proceso de fabricación de la aeronave producido luego de su puesta en tierra en 2019.


Con respecto a este tema, la Administración Federal de Aviación "está analizando tanto la causa raíz de cómo se introdujo ese cambio en el proceso de fabricación", asegurándose de que no existan mayores compleciones derivadas, indicó el administrador.


Dickson también señaló que la FAA tiene reuniones diarias con Boeing para discutir el desempeño del MAX, luego de que el pasado 4 de mayo el organismo solicitó a Boeing que proporcionara un nuevo análisis que demuestren que numerosos subsistemas del 737 MAX no se encuentran afectados por los problemas de conexión a tierra.