jet-engine-4721671_1920_edited_edited_ed
LOGO%20NUEVO%20png%20BLANCO_edited.png

Actualidad

Colombia agudiza las medidas y solicita nuevamente PCR negativa para ingreso al país

Únicamente los ciudadanos colombianos, residentes y diplomáticos podrán abordar sin el resultado negativo, debiendo tomar la prueba en su arribo a territorio colombiano

Foto: Semana

El rápido avance de las nuevas cepas de Covid-19 en Latinoamérica ha generado un endurecimiento en las medidas sanitarias en varios países, previendo un alza en los contagios que pueda afectar de nuevo la conectividad en la región. El último en sumarse fue Colombia, anunciando el requisito obligatorio de pruebas PCR negativas a viajeros entrantes.


Esta decisión fue manifestada por el Ministerio de Salud y Protección Social de Colombia a través de la Resolución 411/2021, la cual establece la presentación de una PCR negativa a pasajeros que ingresen al territorio colombiano, la cual debe haber sido realizada en las 96 horas previas a su llegada. La regulación especificó además una nueva norma durante el vuelo, la cual indica que en los vuelos con más de dos horas de duración los pasajeros solo podrán comer en intervalos asignados por filas, evitando que muchas personas retiren sus mascarillas al mismo tiempo.


Las únicas excepciones a la norma de las PCR contemplan a “viajeros colombianos y los titulares de visa R,M, cortesía, diplomáticos y sus dependientes", a quienes se les permitirá el embarque únicamente cuando manifiesten la "imposibilidad de tomarse la prueba u obtener el resultado en el término señalado”. En estos casos, los viajeros podrán tomar la PCR al arribar a Colombia, guardando una cuarentena hasta obtener tener los resultados, la cual se extendería hasta 14 días en caso de no realizarse el test.


Vea también: Aerocivil presentó el balance de la aviación colombiana durante la pandemia


Julián Alfredo Fernández Niño, director de Epidemiología y Demografía, aseguró a La República que la decisión se tomó tras la circulación a nivel internacional de las cepas brasileras, británicas y sudafricanas. "Con la aparición de tres cepas de interés de salud pública y otras en observación, se genera un desafío sobre la necesidad de fortalecer la vigilancia genómica. Por ende, el Ministerio actualiza sus recomendaciones con base en la mejor evidencia científica disponible”, declaró.


Las nuevas normativas también exigen el uso de mascarillas quirúrgicas, excepto en el caso de adultos mayores de 60 años, quienes deben utilizar las N95. Además, fueron derogadas algunas medidas de bioseguridad como la suspensión de las pantallas de entretenimiento, debido a que el Ministerio de Salud considera que tras su correcta desinfección no resultan en un peligro para los pasajeros.