Actualidad

  • ejolmos18

Descubre cómo la batería de tu teléfono puede ocasionar incidentes dentro de un avión

Además de los teléfonos inteligentes existen diversos artefactos que utilizan baterías de litio dentro de los aviones como lo pueden ser: laptops, cámaras fotográficas, entre otros.

Foto: Air Accidents Investigation Branch

La mayoría de los teléfonos inteligentes poseen baterías de litio, las cuales suelen ser bastante estables en condiciones normales, sin embargo si el aparato se encuentra aplastado o deformado la batería puede llegar a calentarse a tal punto de perforar el dispositivo y generar un incendio, lo cual puede ser sumamente peligroso al estar a bordo de un avión.


Este problema ha ocurrido en algunos vuelos, siendo uno los más recientes el caso del vuelo BA206 de British Airways operado por un Boeing 787-9, donde un iPhone roto causo un pequeño incendio abordo, según informó el portal Simple Flying. Afortunadamente el incidente no provocó mayores complicaciones y la aeronave aterrizó de forma segura en el aeropuerto londinense de Heathrow.


¿Por qué puede incendiarse mi teléfono?


Está situación es un tanto inusual pero las probabilidades de que ocurra aumentan debido a tres factores principales: el primero es la tendencia a la sobrecarga, un claro ejemplo de ello es el de un Galaxy Note 7 de Samsung que obligó a evacuar un vuelo en Estados Unidos en el 2016. Según un artículo de la BBC la fabricación de los smartphones por parte de Samsung busca comprimir la batería en soportes pequeños y finos, lo que puede generar dicha tendencia a la sobrecarga y generar incidentes en los vuelos.


Vea también: Por ahorro de peso American Airlines elimina las máquinas de café expreso de sus vuelos


La segunda causa que puede desencadenar este tipo de incidentes en los teléfonos es la exposición al calor o a la presión; si la carcasa de plástico que protege la batería se calienta demasiado puede generar una reacción química que causa la ignición de la batería. Estas dos situaciones se pueden generar a bordo de un avión si el teléfono cae entre las partes del asiento, donde se encuentran una gran cantidad de sistemas electrónicos, sobre todo en los asientos de primera clase.


Como tercera causa tenemos el uso de las baterías externas, las cuales incrementan la temperatura del teléfono durante la carga, especialmente si la corriente del cargador elegido no es la correcta para el dispositivo, tal y como indica Ken Colburn, fundador y director de la firma de servicios informáticos Data Doctors.


Las recomendaciones de los expertos para minimizar los riesgos indican que se deben llevar los dispositivos con baterías de litio y los cargadores portátiles en el equipaje de mano, preferiblemente apagado, manteniendo alejado el dispositivo de objetos metálicos.