Actualidad

  • Luis Daniel Ovalle M

Europa provoca el fin del acuerdo de compra de Air Transat por parte de Air Canada

Es probable que Air Transat busque un nuevo colaborador en vista de sus importantes problemas económicos producto de la crisis del sector aéreo

Foto cortesía

La compañía Air Canada anunció el retiro de la oferta para adquirir a la aerolínea Air Transat, acuerdo que se perfilaba como seguro tras haber cumplido con diferentes requerimientos desde 2019. La razón fue la "resistencia" de la Comisión Europea, que no veía conveniente para los pasajeros la unión entre las dos líneas aéreas canadienses.


Lo que parecía ser un acuerdo prácticamente realizado terminó en la nada. De poco sirvió la aprobación de Transport Canada para la compra de Air Transat, puesto que la razón principal de esta operación se ubica en el mercado vacacional, precisamente dirigido en una proporción importante a los destinos europeos. Aquí entran en escena los reguladores del viejo continente y su intención de proteger a los pasajeros ante una posible subida de los boletos por la disminución de la oferta.


"Proporcionar remedios adicionales y onerosos, que aún pueden no obtener una aprobación europea, comprometería significativamente la capacidad de Air Canada para competir internacionalmente", comunicó Air Canada ante las elevadas exigencias de la Comisión Europea, manteniendo una firme creencia en la diversidad del mercado, y por ende, en la competencia.


Vea también: Gobierno francés alcanzó un "principio de acuerdo" para una nueva asistencia económica a Air France


Según informa el medio canadiense Baystreet, debido a la crisis por la pandemia Air Canada y Air Transat acordaron revisar el acuerdo a cinco dólares (5$) por acción en efectivo, o en su defecto acciones de Air Canada, valorando a Transat en aproximadamente 200 millones de dólares. Aparentemente este monto se había elevado hasta los 18 dólares por acción en un intento por obtener la aprobación de Europa, aunque esto finalmente no fue así.


Debido al mayor desembolso de Air Canada, así como también la disminución de sus rutas a Europa, generaron que continuar aumentando su propuesta no sería beneficioso para sus operaciones, por lo que decidieron retirarse. Por otra parte, Air Transat podría continuar negociando con otra compañía como Gestion MTR HP Inc., que presuntamente presentó una oferta de cinco dólares por acción.


La solución de los problemas de Air Transat pasa por obtener unos 500 millones de dólares de financiamiento a largo plazo, agregando además que la aerolínea mantiene una línea de crédito de 250 millones de dólares que vence el 30 de junio de este año. Otra alternativa que maneja la directiva sería solicitar un financiamiento gubernamental de emergencia, aunque no parece tarea fácil teniendo en cuenta que el gobierno de Canadá hasta el momento no ha brindado ningún tipo de apoyo específico para las aerolínea locales.