Actualidad

  • Luis Daniel Ovalle M

Nuevas medidas de prohibición en Latinoamérica generan preocupación de los organismos aéreos


Foto EFE

Mediante un comunicado publicado el 11 de enero de 2021, diversos organismos aéreos como la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) y el Consejo Internacional de Aeropuertos (ACI) expresaron su preocupación debido a las nuevas medidas de prohibición de vuelos en distintos países de Latinoamérica.


La nueva dificultad que afecta al sector aeronáutico y su ahora visiblemente lejana recuperación se trata de la nueva cepa del Covid-19 detectada en Inglaterra. La aparición de esta mutación del virus que mantiene al mundo bajo medidas sanitarias estrictas ha significado todo un nuevo operativo de prohibiciones aéreas en toda América Latina, disminuyendo la capacidad de resurgimiento de una ya muy golpeada industria.


Varios gobiernos latinoamericanos han revertido sus políticas de flexibilidad adoptadas antes de conocerse la aparición de esta nueva cepa. Si bien las medidas implementadas en los últimos días han sido variadas según el país, todas resultan limitantes para el aumento del volumen de viajeros. Los gobiernos de Perú y Bolivia suspendieron sus vuelos desde Europa, Argentina bloqueó el ingreso de extranjeros no residentes, Chile sumó un requisito extra de cuarentena y Uruguay cerró nuevamente sus fronteras. Por su parte, Brasil agregó como requisito la presentación de un test PCR negativo, a pesar de haber sido el país con políticas más ligeras en materia aérea.


Vea también: La FAA a pasajeros: "El comportamiento rebelde en un avión puede violar la ley federal"


Ante esta problemática, se unieron autoridades del sector como el Consejo Internacional de Aeropuertos de América Latina y el Caribe (ACI-LAC), la Asociación Latinoamericana y del Caribe de Transporte Aéreo (ALTA), la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) y la Organización Civil de Proveedores de Servicios de Navegación Aérea (CANSO) para instar a lo gobiernos de América Latina a considerar la aplicación de estas medidas.

"Expresamos nuestra profunda preocupación ante las intempestivas medidas y restricciones que afectan los viajes aéreos en la región de América Latina y el Caribe y reiteramos nuestro llamado a los gobiernos para trabajar articuladamente en la adopción de medidas equilibradas y estandarizadas basadas en la evaluación de riesgos y costos de oportunidad para la población, que se ve directamente vulnerada por las restricciones que afectan millones de empleos en nuestros países", indicó el comunicado.


Entre los datos aportados en el documento como evidencia de la necesidad de políticas flexibles en la región, se compartió el porcentaje de aumento de pasajeros en pasado mes de noviembre, el cual se situó en un 45% con relación al mismo periodo en 2019, demostrando que existe "interés y necesidad de viajar".


Las demandas de las autoridades aeronáuticas están basadas en el principio básico de la industria moderna, donde solo se consigue estabilidad y crecimiento cuando el sector aéreo goza de suficiente capacidad de operaciones y base económica para asumir la cantidad de vuelos de pasajeros y de carga necesarios para cubrir la demanda mundial y mantener los mercados en movimiento.