Actualidad

  • Luis Daniel Ovalle M

Partes del motor de un Boeing 777 de United se desprendieron en vuelo cayendo sobre Denver

La cubierta delantero del motor número dos de la aeronave cayó en una zona residencial, impactando en el patio delantero de una casa en Broomfield

Fotografía del motor derecho del 777 de United durante el vuelo - Foto cortesía

Este sábado 20 de febrero ocurrió lo inesperado cuando un Boeing 777 de United Airlines sufrió el desprendimiento de las partes externas del motor derecho, momento que fue capturado por múltiples cámaras tanto desde tierra como desde dentro de la aeronave. Las piezas cayeron sobre Denver luego de separarse del motor, cayendo en puntos residenciales de la ciudad norteamericana.


El vuelo 328 de United Airlines despegó desde el Aeropuerto Internacional de Denver con una hora de retraso, a las 13:04 hora local, con dirección a Honolulu, Hawái. Antes de la media hora de vuelo la aeronave sufrió el desprendimiento de la parte externa de su motor número dos a 13.400 pies, por lo que el piloto emitió un llamado de emergencia a la torre de control solicitando un giro de vuelta a la terminal para aterrizar en el menor tiempo posible.


Durante el trayecto de regreso al Aeropuerto las partes externas del motor se desprendieron sobre la ciudad cayendo en el patio delantero de una casa en el distrito de Broomfield. Afortunadamente nadie salió herido a pesar del gran tamaño de la pieza, tomando en cuenta la alta densidad de población de la zona de impacto, al haberse estrellado en una zona residencial.


Vea también: Boeing 737 de Garuda Indonesia aterrizó de emergencia por falla en un motor

Cortesía: Hayden Smith


“United 328 heavy, hemos experimentado una falla en el motor, necesitamos un giro. May Day, May Day United 328 Heavy, May Day, May Day. Denver Departure United 328 Heavy, la aeronave acaba de experimentar una falla en el motor, debemos girar de inmediato", este fue el contenido literal de la llamada de emergencia del piloto del 777 según registros de LiveATC.


United Airlines proporcionó la información del vuelo, en el cual viajaban 231 pasajeros y 10 miembros de la tripulación. Por el momento no se ha revelado la causa del accidente, pero se espera que la compañía ofrezca declaraciones al respecto tras las revisiones a la aeronave de 26 años de edad.


Para empeorar aún más el día para la aerolínea, otra de sus aeronaves sufrió un percance durante el vuelo que no le permitió completar su recorrido. Otro Boeing 777 en la ruta Cancún - Houston perdió uno de sus motores mientras se encontraba sobre el Golfo de México, lo cual requirió un aterrizaje de emergencia en Nueva Orleans, Luisiana.